Agosto del 2008

De muy macho a mandilón

Por Chobojo Master - 27 de Agosto, 2008, 11:00, Categoría: LAS NOTAS DEL CHOBOJO MAYOR

Por Chobojo Master

Chobojos, los saludo. Déjenme contarles la historia de un vale, al que para efectos prácticos,  y protección de su identidad, llamaremos Genaro. Hoy podemos encontrar por todas partes muchos, muchos Genaros. Nuestro mutable personaje, en sus buenos tiempos, era arrogante, bien plantado, de pinta dominante, bragado y entrón. La barbilla se le elevaba solita de tanta soberbia. Al plantarse frente a cualquier mujer que despertara su interés, inflamaba el pecho y se erguía, para elevar uno o dos centímetros su estatura. Era su forma de "generar" presencia. De verbo ágil, facilito, las prodigaba con un caudal de piropos finos o atrevidos que ante sus ojos lo hacían encantador. Genaro era una especie de Juan Charrasqueado: borracho, parrandero y, aunque no era jugador, por aquellos campos no dejaba ni una flor. En sus relaciones con las mujeres "sólo sus  chicharrones tronaban" y si no les gustaba su modo de ser, "le podían hacer como quisieran", porque, "así soy yo", decía, "y no voy a cambiar".

Genaro, el gran rompecorazones, siempre adoptó las actitudes clásicas del macho mandón, y no era raro que se expresara de las mujeres como si de personas de segunda clase se tratara, como si fueran objetos de los que se pudiera prescindir y sustituir fácilmente, a su entero antojo. Él hacía y deshacía, acomodaba y desacomodaba, decía y desdecía. Todo con un dejo manifiesto de superioridad, muy al estilo de las películas mexicanas de la época de oro. « Si viejas es lo que sobra, y si no se alínean a lo que yo quiero... ¡Pos a volar! Me busco otras, y ya. Asunto arreglado.  ¡San Seacabó! »

A Genaro le quedaba como anillo al dedo aquello de que si hubiera sido chimuelo, él  hubiera afirmado, sin dudar, que mascaba clavos en cualquier cantidad. Tal era su engreimiento y actitud prepotente, de macho completo. Nadie pensó, sin embargo, que al poco tiempo, se presentaría en su vida una fémina que ejercería sobre él un influjo tal que lo haría cambiar de manera paulatina hasta convertirlo en un individuo totalmente irreconocible.

Aquel que se ufanaba de decir que no había nacido, ni nacería, mujer alguna que lo cuadrara, encontró finalmente la horma de su zapato. Silvia –llamémosla así– era una joven lucidora, de muy buen ver, inteligente y sutil, que no mordió el anzuelo que tantas veces había lanzado Genaro con resultados casi inmediatos. El ligero desdén que ella le prodigó no sólo lo desconcertó, sino que fue un acicate, una espina –una espinota, mejor dicho–, que, juró, se sacaría doblegando la voluntad de aquella que desde ese primer encuentro, empezó a doblegar la suya.

Entre más pretendía Genaro a Silvia, más descolones de su parte recibía, y más se aferraba en su afán de conquistarla. Al ver que sus intentos no daban resultados, empezó a ceder a los condicionamientos que aquella le imponía, agregando, por si fuera poco, que no estaba interesada en él «No eres mi tipo y, no sólo eso, tampoco quiero que me hagas perder el tiempo».

La amplia sonrisa que lo caracterizó durante tantos años, se le convirtió, en poco tiempo, en un gesto serio. Todas sus estrategias "probadas" fueron inútiles con Silvia. En definitiva, no le hallaba el nudo a la madeja. La única manera de poder compartir un momento con ella, ir al cine, tomar un café, no más, era aceptando todos sus requisitos, porque eso eran: requisitos. « Si los cumples estamos de acuerdo; si no, no, y ya ».

Genaro se fue ajustando a su nueva relación, se volvió complaciente en todo con Silvia y al conversar con sus amigos de "su nueva conquista que al fin se le hizo", argumentaba: « Es diferente a todas las que he conocido. Ella sí vale la pena ». Las expresiones clásicas empezaron a surgir: Silvia sí te trae marcando el paso. Ya te cincharon, Genaro. ¡Ay, papalote, como papaloteas y repapaloteas! El vacilón llegó hasta el límite. Cuando veían venir a Genaro, la bola de cuates entonaba los versos de "Tú y las nubes"

Yo pa" arriba volteo muy poco;
tú pa" abajo no sabes mirar.

Para rematar el asunto, Genaro se casó un martes, contraviniendo el dicho popular que aconseja lo contrario. Se embarcó completito. Al tiempo, su voz tronante se volvió melosa; se alejo por completo del trago y las parrandas; y más: las reuniones de café con sus mejores amigos quedaron fuera del calendario y dejó de recibir visitas en su casa, porque la lista de personas non gratas para su mujer incluía a la mayoría de ellos. Se convirtió en un ejecutor muy eficiente de las labores domésticas y sus horarios estaban perfectamente definidos y monitoreados por su flamante esposa.

Cierto día, pasados los años, me encontré a Silvia. Estaba desayunando en compañía de un grupo de amigas en la Cafetería del Parque, junto al lago de la 2ª sección de Chapultepec. La mañana lucía espléndida, la frescura y tranquilidad del lugar invitaba a permanecer ahí por horas y justo esa fue su respuesta cuando le pregunté qué la había llevado allí. Al preguntarle por Genaro, me dijo:

« Ay, ese hombre… es tan especial. Hemos estado a punto de divorciarnos varias veces. Es… ¿cómo te explico?... como si no tuviera personalidad. Tiene su trabajo, ayuda en la casa: barre, limpia, cocina, atiende a los niños, es muy amoroso, pero una como que necesita algo más, ¿me entiendes?... Alguien… que no sea tan mandilón.


Est artículo fue escrito y publicado en Toma Todo Revista de colección, que forma parte del Proyecto Cultural Chobojos.

VISITA

Baja la versión digital de Toma Todo



Eya - Disfraces estrafalarios

Por Leonel Puente - 27 de Agosto, 2008, 0:34, Categoría: Eya

15 - Disfraces estrafalarios

Llego a casa, a este lugar en donde habito, y me está esperando un muchacho con una pizza en la mano. Noto su burla al verme vestido estrafalariamente. Quizá a mí me da más risa el gorro de pato que le obligan a ponerse en su empleo. Pero nos limitamos al intercambio comercial. Nuestras respectivas patologías son asuntos privados. Le doy buena propina. Él sale volando, a su manera, acelerando su motocicleta.

Continuará...

Las entregas de Eya se publican en esta sección los días domingos y miércoles

VISITA

La Narrativa y el mundo de Leonel Puente

Graffiti mexicano 10

Por Chobojo Master - 20 de Agosto, 2008, 21:00, Categoría: GRAFFITI MEXICANO


Fotografía Alonso Marroquín Ibarra

Rimas chobojas o Choborimas

Por Alonso Marroquín Ibarra - 19 de Agosto, 2008, 16:15, Categoría: VERSOS LIBRES

Por Alonso Marroquín Ibarra

Aunque me pongan al potro
y me azoten con abrojos,
seguiré perteneciendo
al gremio de los chobojos.

Si me quitaran los lentes
o me sacaran los ojos
ni con eso impedirían
que me confirme chobojo.

Si me cortan una pierna,
ni modo, quedaría cojo,
pero no pueden cambiarme
mi corazón de chobojo.

Siempre adelante, les digo,
y en ningún sentido aflojo,
porque es parte de la esencia
de ser completo chobojo.

Con la cultura me caso
y para leer uso anteojos;
me entretengo y me cultivo,
me reconozco chobojo.

No me arredro, ni me espanto,
en todo pongo mi arrojo;
es lo menos que se espera
de cualquier paisa chobojo.

A las féminas declaro
que en mi pecho siempre alojo
deseos y amores sinceros,
como que soy buen chobojo.

No me espantan las ideas
y siendo libre yo escojo
las que tienen fundamento;
es postulado chobojo.

Casi siempre estoy activo
pero hay días que soy flojo;
puro paso sostenido
no lo resiste un chobojo.

A muchos no les doy gusto
y tal vez me echen mal de ojo.
No me preocupa un comino,
me protege el ser chobojo.

Paseando por la alameda
iba la gente a su antojo
y por más que no querían
reflejaban lo chobojo.

Le decía un chavo a su novia:
"avoltéate" y te acojo,
pero la niña no quiso,
porque lo vio muy chobojo.

A la hoja le dio vuelta
y sin pena, sin enojo,
lo dejó chiflando solo
con su objetivo chobojo.

Dame tu corazoncito,
no le pongas el cerrojo,
que de este lado está el mío
deseándote a lo chobojo.

Cuida bien tus centavitos,
no te expongas al despojo,
porque anda suelto uñas largas
y ese sí que es mal chobojo

Aquel que nunca se arredra
y piensa en ojo por ojo,
debe recordar que siempre
se hallará uno más chobojo.

Los frijoles se volvieron,
después de tanto gorgojo,
puro polvo, como tantos
que se enfrentan al chobojo.

Un fulano arrepentido,
con sus flores en manojo,
obtuvo risas y burlas
de todo el gremio chobojo.

Como los machitos de antes,
nadie lo puso de hinojos,
todo lo aguantó callado
con espíritu chobojo.

Cuando hables di: yo crezco;
nunca digas yo me encojo.
Lo que se achica no sirve,
y ese es principio chobojo.

Nunca dejes que te frenen,
marcando todo con rojo,
adquiere conocimientos,
date luz verde, chobojo.

Que se te pegue lo bueno,
líbrate de todo piojo,
deja atrás todos los lastres,
¡perfecciónate, chobojo!

Tojo significa alondra
y tú puedes ser un tojo
canta con todas tus ganas
como todo buen chobojo.

Acostúmbrate a las cimas
olvídate del rastrojo
tira siempre para arriba
con espíritu chobojo.

Cuando estrenes no te olvides,
no te olvides del remojo,
no vaya siendo la mala
que te agandalle un chobojo.

Embútete un buen filete
al mojo de ajo, al mojo,
y comparte la comida
con algún otro chobojo.

En las tierras de videntes
aunque tengas un solo ojo,
empuja y destaca siempre
sé un prominente chobojo.

Viejo del agua

Por Alonso Marroquín Ibarra - 18 de Agosto, 2008, 6:15, Categoría: ANDANZAS

Ahuehuete, en náhuatl, significa viejo del agua. El más antiguo del Bosque de Chapultepec fue bautizado como El Sargento por los jóvenes estudiantes del antiguo Colegio Militar que tuvo su sede en el Castillo de Chapultepec. A este árbol ancestral también se le conoció como El Centinela y llegó a medir poco más de 40 metros de altura, teniendo una circunferencia de 12.5 metros. Este viejo del agua murió en el año de 1969 por falta de agua y exceso de contaminación.

La tradición cuenta que fue plantado por Nezahualcóyotl a petición del emperador azteca Moctezuma. Se dice que el señor de Texcoco fue quien plantó los ahuehuetes en 1460, de donde se deduce que nuestro personaje vegetal vivió 500 años.

Los ahuehuetes siguen siendo parte de la personalidad del precioso bosque que se encuentra dentro de la Ciudad de México.

Viejo del agua
Fotografía: Alonso Marroquín Ibarra

Eya - Ridículo e inoperante

Por Chobojo Master - 18 de Agosto, 2008, 5:38, Categoría: Eya

14 - Ridículo e inoperante

Escupo en el retrete el vino avinagrado que logré retener en la boca; luego voy por la botella y la vacío toda en ese mismo lugar. Jalo la palanca y oigo de nuevo el pregón del ropavejero. Salgo volando (aunque desgraciadamente no es literal la expresión). El muy canijo trae puesta mi ex-chamarra (entiéndase la que fue mi chamarra). Intento hacer un trueque, pero se niega. Dice que ya le agarro cariño a tal prenda. Con un par de billetes lo obligo a desencariñarse y tengo que darle todavía un tercer billete para conservar mi atuendo de Señor de la Noche que, por la mañana, sinceramente es ridículo e inoperante.

Continuará...

Las entregas de Eya se publican en esta sección los días domingos y miércoles

Máscaras de la Opera de Beiying

Por Chobojo Master - 17 de Agosto, 2008, 0:00, Categoría: BUENAS Y MALAS ARTES

Finalmente

Por Alonso Marroquín Ibarra - 16 de Agosto, 2008, 23:45, Categoría: VERSOS LIBRES


Por Alonso Marroquín Ibarra

Subibajas de la vida
embrollaron nuestros corazones.

Sólo el amor patente

impuso al fin sus razones.

Artículos anteriores en Agosto del 2008

El Blog

Creative Commons License
Esta obra está bajo una
Licencia de Creative Commons.

Calendario

<<   Agosto 2008  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
 
Proyecto Cultura Chobojos - Chobojos
 
 Proyecto Cultura Chobojos - Vida sin fin
 
Proyecto Cultura Chobojos – Fotografía 366
 
Proyecto Cultura Chobojos – El círculo azul
 
Proyecto Cultura Chobojos – La Jauría
 
Proyecto Cultura Chobojos – Toma Todo
 
Proyecto Cultura Chobojos - Chistes x Kilos
 
 

Baja gratis el PDF de:

Baja la versión digital de Toma Todo

Suscríbete a CHOBOJOS


Suscribir con Bloglines

Archivos

Sindicación RSS

Add to Technorati Favorites

BloGalaxia

Directorio de Weblogs

Culture Blogs - Blog Catalog Blog Directory

The House Of Blogs, directorio de blogs

blog search directory

Directory of General Blogs

Casinos

blog rating and reviews

BlogESfera Directorio de Blogs Hispanos - Agrega tu Blog

Blogarama - The Blog Directory

TopOfBlogs

terrenos

Blog Ping

Alojado en
ZoomBlog